31/5/08

VIVA CANARIAS LIBRE



Genial video patriótico. Subido por Combatbootgirl.

28/5/08

OPINIÓN: Día de Canarias, día de tópicos

Frente a las ansias de autodeterminación, el reformismo postfranquista esgrimió las autonomías. Pero la propia autonomía es, en Canarias, parte del mecanismo de dominación colonial. El llamado Día de Canarias no es más que un pegote institucional, sin otro arraigo que las actividades escolares. Hoy vuelven a marearnos con tópicos y con tipismos, más propios de los Coros y Danzas de la Sección Femenina del partido único del fascismo que con la realidad de Canarias. Chirigota, televisión autonómica y banalidades para enterrar la incipiente identidad de nuestro pueblo. El objetivo del engendro autonómico en buestro país fue doble. Por una parte, impedir que Canarias accediese a una autonomía de primer rango (la famosa vía del 151), como Cataluña o Euzkadi. De otro lado, cerrar el paso a la Unión del Pueblo Canario (UPC), tranquilizando así a los poderes fácticos del cierraspaña, que estaban de los nervios. Desactivada la UPC y amarrado un sistema electoral que garantizaba el dominio del caciquismo de cada isla, los poderosos respiraron tranquilos. Ya sólo quedaba reducir la canariedad a una cosita folclórica y la autonomía a una fuente de financiación empresarial. Y en esas estamos. Ya somos unos indígenas buenecitos, con su traje típico y todo.

Los niños de papá, que jugaban a ser rojos y nacionalistas, son hoy colocados adultos partidarios acérrimos de la indivisible unidad de España y del sígueme mandando perras que yo sé a quién se las reparto. Con tanta subvención, los empresarios ya no saben en qué gastarse los cuartos. En veinte años hemos conseguido una inmigración que hace que los nuevos colonos (blancos) sean más del 25% de la población residente, y los canarios una minoría étnica en islas como Fuerteventura y Lanzarote. Eso sí, se ha canarizado la pobreza. No sólo ocupamos los puestos subordinados en nuestra sociedad, sino que la media de sueldo de un canario es la mitad del promedio de lo que gana un peninsular en las Islas. Batimos los récords europeos de menor ahorro familiar, de no llegar a final de mes, de fracaso escolar, de precarización laboral, de paro, de menores salarios y de jornadas laborales más largas (y sin cobrar horas extras). El reparto del botín entre los empresarios “amigos” ha alcanzado límites insospechados. El medio ambiente arrasado para que esa burguesía pelotari obtenga esos tremendos beneficios. No va a quedar ni un metro cuadrado de “paraíso”. Nuestra cultura convertida en un paripé para engorde de los afectos al régimen. Y una canción de cuna como himno para adormilarnos del todo. Y por unanimidad autonómica. Aquel en que digamos basta será, de verdad, el día de Canarias. Mientras tanto, píquenmelo menudo, que lo quiero para cachimba.


25/5/08

ACENTEJO 1494-2008; Conmemoración de la victoria guanche


Hace 514 años los guanches de Tenerife, dirigidos por el Mencey de Taoro Benitomo, asestaron una derrota aplastante a las huestes españolas comandadas por Alonso Fernández de Lugo, en su intento de conquistar la isla. Ayer se reunieron medio centenar de personas conmemorando un año más la gesta:





*Fotos cedidas por un compañero que acudió al acto.

Para saber más sobre la historia de esta conmemoración:

http://www.magec.info/articulo.php?art_id=354

24/5/08

Lamentable postura del Frente Polisario.

[Antigua pegatina canaria de apoyo al Sahara Occidental]


El representante del Frente POLISARIO ante la ONU, Bujari Ahmed, alegó en Madrid con respecto a la comparación que los miembros del Consejo de Asuntos Reales para el Sáhara Occidental (CORCAS) han realizado entre Canarias y el Sahara Occidental en su visita a nuestro país «es absolutamente improcedente, porque se trata de asuntos de naturaleza totalmente distinta».

El representante marroquí reconoció recientemente que la autonomía con que cuenta Canarias sería un modelo a imitar en el plan sobre un Sahara marroquí con que el Reino alauita quiere solucionar en la ONU el litigio que le enfrenta con el Polisario desde 1975. Aquí van las tan inafortunadas declaraciones del representante del Frente POLISARIO en Madrid ayer:

«Canarias no está bajo la ocupación ilegal de ninguna potencia extranjera, como sucede con el Sáhara y la ONU manifiesta en sus resoluciones desde 1975» «forma parte de un Estado del que nadie cuestiona internacionalmente su soberanía, mientras que el Sáhara nunca ha sido marroquí» alegó.


Por nuestra parte, solo añadir que no nos extraña estas declaraciones de una organización que hace muchos años que olvidó sus orígenes y se ha centrado en una línea de estéril peloteo con sus antiguos colonizadores españoles. No nos vamos a poner a hacer comparaciones históricas y de estatus político, porque quizás los independentistas saharahuis no salgan muy bien parados. Como ya saben el pueblo saharahui es una creación reciente derivada de la partición colonial de Europa, además nisiquiera son árabes, sino unas poblaciones mestizas de amazighes senhayas y poblaciones negras y árabes -por cierto, muy vinculados históricamente y culturalmente con Marruecos y Mauritania-. Pero no seremos nosotros los que pongamos en duda el derecho de Autodeterminación del pueblo saharahui, ni su derecho a la independencia. Al contrario, siempre hemos apoyado la independencia del Sahara Occidental desde Canarias, sobre todo los independentistas canarios. Pero tenemos claro, cada vez más, la distinción entre el Pueblo Saharahui y la organización independentista Frente POLISARIO. Miren ustedes señoritos Polisarios; no les pedimos que apoyen en ningún aspecto los derechos nacionales del "pueblo hermano canario", pero al menos, por dignidad y decoro, no se pongan a poner zancadillas a otros pueblos, más que nada porque en un futuro, donde pueden cambiar muchas cosas, quizás se tengan que arrepentir de esa línea, que durante tantos años tomaron, de apoyo al colonialismo español en Canarias.


[Desde los tiempos del MPAIAC el independentismo canario ha apoyado los legítimos derechos del pueblo Saharahui]


Les dejamos un artículo de Octavio Hernández escrito en el 2002, acerca de Timor Oriental y la postura del Frente Polisario con respecto a Canarias. Este artículo está de plena actualidad y lo suscribimos en su totalidad:



Carta abierta al presidente de la RASD


El pasado 19 de mayo el representante de la ONU, Kofi Annan, transfería el poder y el gobierno al Parlamento de Timor Oriental, una porción de la isla del mismo nombre constituida en república independiente con el apoyo del 78% de las 740.000 personas censadas en el pueblo timorense. La ocupación indonesia ha durado veinticuatro años y ha dejado un saldo de 200.000 muertos, 250.000 desplazados y una destrucción del 70% de los edificios en la que fuera "provincia" número 27 bajo la dictadura de Suharto. Este nuevo proceso de descolonización e independencia auspiciado por Naciones Unidas es un mazazo para quienes en Canarias no cejan en el manido discurso de que la "interdependencia" global conlleva la supuesta caducidad histórica de las soberanías nacionales, la "imposibilidad" de la independencia porque es una "reivindicación anticuada", y propugnan sucedáneos varios de autonomismo asimétrico como la federación, la "cosoberanía", la "confederación", el "estado libre asociado", fórmulas que en el mundo de hoy no han sido escogidas por ninguna nación sin estado que haya tenido la oportunidad de ser independiente. En cambio, cada año aumenta el número de nuevos estados independientes en Naciones Unidas, pero esto no parece mover a la reflexión sobre el estatus deseable para Canarias a quienes rehuyen la cuestión de la descolonización con circunloquios teóricos sin andamiaje en la práctica internacional actual. Que Timor Oriental, con menos de la mitad de población que Canarias, considerada una de las naciones más pobres del mundo y bajo una represión brutal haya accedido a la independencia no da que pensar a nuestros ciudadanos del mundo. En el Archipiélago, esa postura también conduce directamente al debilitamiento de los argumentos a favor de la independencia del Sahara Occidental y a una crisis del apoyo político al Frente Polisario, ya que contribuye ideológicamente a la sensación derrotista de que la única salida para el pueblo saharaui es aceptar la "amplia Autonomía" ofrecida por el Reino de Marruecos. Sencillamente porque eso es lo que predican todos los días como única salida para Canarias los principales interlocutores del Frente Polisario en las instituciones del Archipiélago, en Coalición Canaria y en distintos colectivos de la sociedad civil, como Intersindical Canaria, a través de la Asociación Canaria de Amistad con el Pueblo Saharaui. No hay más que mirar cómo se está planteando con toda legitimidad la autodeterminación de las Islas Feroe de Dinamarca dentro de la Unión Europea, sin pasado colonial y sin autosuficiencia económica, para darse cuenta de la injusticia de tales planteamientos tanto en Canarias como en el Sahara Occidental. Aquí vamos a referirnos a cómo el Gobierno de la RASD participa de este estado de opinión precisamente ahora que Marruecos pretende forzar una salida autonomista con apoyo de EEUU, Gran Bretaña y Francia.



Normalmente, la causa timorense de Xanana Gusmao ha sido relacionada con la descolonización del Sahara Occidental, ya que ambos procesos son fruto de las dos crisis coloniales de Portugal y España a mediados de los años 70 y de la frustración de la autodeterminación por la reocupación de Indonesia y Marruecos respectivamente. El Frente Polisario ha empleado constantemente esta comparación ante Naciones Unidas, autoproclamándose "última colonia de África", frase que suena muy bien en Madrid porque supone la negación indirecta del derecho de descolonización de Ceuta y Melilla y de Canarias. En 1974, el Alto Mando franquista frustró la autodeterminación del Sahara Occidental basándose en que alimentaría el independentismo en el Archipiélago, en contra de la opinión de Franco, que era partidario de la autodeterminación en ese momento. Es comprensible que el Frente Polisario haya rehuido un apoyo explícito a la descolonización de Canarias, ya que España es un estado que sigue ejerciendo, como antigua potencia administradora del Sahara Occidental, el patrocinio de la causa saharaui en Naciones Unidas, a pesar de las contradicciones en que ha incurrido en los últimos veintisiete años la política exterior española en las relaciones privilegiadas con Marruecos. Sin embargo, una cosa es eludir un apoyo explícito y otra muy distinta prestarse a la política española de silenciamiento y negación de la situación colonial de Canarias.



Canarias ha estado ligada a Timor dentro del mismo grupo de colonias ibéricas desde el comienzo del imperialismo hispano- portugués, que se repartió las rutas oceánicas al suscribir el Tratado de AlcaÇovas-Toledo en 1479 con el trasfondo del tráfico colonial. El Reino de Portugal descubrió y ocupó Timor a partir de 1520, casi veinticinco años después de que se declarase formalmente finalizada la conquista de Canarias por las Españas. Canarias, Cabo Verde y Timor son enclaves coloniales insulares de ambas potencias que se mantuvieron hasta la segunda mitad del siglo XX. Estas colonias aparecen junto al Sahara Occidental al debatirse la Resolución 1514 (XV) de la Asamblea General de Naciones Unidas, de Declaración sobre Garantía de Independencia a Países y Pueblos Colonizados, en noviembre y diciembre de 1960. España se negó, junto a Portugal, a la anotación voluntaria de los territorios no autónomos que se encontraban bajo su administración, para informar de su descolonización en cumplimiento del Capítulo XI de la Carta de Naciones Unidas, ante la solicitud de que se incluyera en la lista, entre otros territorios, a Canarias, Cabo Verde o Timor. La crisis de las dictaduras salazarista y franquista en 1974 provocó distintos derroteros históricos para estas colonias. Con desigual fortuna, Cabo Verde obtuvo la independencia en julio de 1975, en noviembre se firmaban los Acuerdos Tripartitos en Madrid que entregaban el Sahara a Marruecos y Mauritania, Timor fue ocupado en diciembre de ese mismo año por Indonesia tras la salida de Portugal, y Canarias perdió el pulso con España en 1978, ya que el proyecto del MPAIAC no logró respaldo y su organización fue aplastada.



Por eso resulta desafortunada la postura del Frente Polisario al celebrar la independencia de Timor desde una pretendida patente exclusiva de la descolonización y la independencia que excluye a Canarias de los territorios no autónomos que quedan en África. La historia del colonialismo hispano- portugués vincula la descolonización de Canarias con la de Timor desde hace siglos, igual que con Cabo Verde hasta 1975, y de ello hay constancia en las actas de Naciones Unidas. Tras la independencia de Timor Oriental, ante la afirmación de que el Sahara Occidental es la "última colonia de África", también se podría decir que Canarias es la última colonia insular que queda del viejo reparto de las rutas oceánicas que hizo el imperialismo hispano-portugués en el siglo XV. Y si el Sahara Occidental tiene ahora más posibilidades que Canarias de obtener la independencia, la situación podría cambiar radicalmente en los próximos meses, dadas las circunstancias actuales de paralización de la Minurso y la propia situación del pueblo saharaui, insostenible a medio plazo. Si finalmente EEUU y Francia lograran imponer sus tesis y se cancelara la Minurso para iniciar negociaciones en torno a la propuesta de Autonomía formulada por Marruecos, automáticamente la situación del Sáhara Occidental quedaría rezagada respecto a Canarias en la lucha por la independencia. Con posibilidades políticas pero sin potencialidades económicas y sociales, se puede frustrar la independencia; contando con tales potencialidades, como posee el Archipiélago, es lícito esperar que se puedan crear posibilidades en el futuro. ¿Qué ocurriría si en Canarias existiera un potente movimiento de liberación nacional que se presentara al mundo como la última colonia de África? ¿No sería interpretado como un apoyo tácito a la soberanía marroquí sobre el Sahara Occidental?



Cuando la Asociación Canaria de Amistad con el Pueblo Saharaui se propone convocar en el Archipiélago un referéndum que muestre "el apoyo del pueblo español" a la independencia del Sahara Occidental, como ya se hizo en Andalucía, fácilmente se puede inducir que se está sancionando a la vez con esta consulta la españolidad de Canarias. Es hora de que la solidaridad con el pueblo saharaui deje de ser la coartada política de quienes consideran inconveniente o incompatible hablar de la descolonización de Canarias, por prevenir que España se moleste con el Frente Polisario. Así es como el apoyo a la causa saharaui se ha desmovilizado y desmotivado en el Archipiélago en los últimos años, en lugar de crecer, como hubiera sido deseable. Carmelo Ramírez y otras personas, la mayoría ligadas a Coalición Canaria y específicamente a ICAN, han institucionalizado el apoyo a la causa saharaui haciendo apreciables servicios a la RASD en Canarias y en España, pero a cambio han apartado ese movimiento isleño de solidaridad de su fuente original, que no era otra que la lucha por la independencia de Canarias. Dirigentes de ICAN se han ufanado públicamente de haber impedido el desarrollo de un movimiento de liberación nacional en Canarias, el mismo movimiento del que se nutría originalmente la simpatía hacia el Frente Polisario en el Archipiélago. El resultado está a la vista: el activismo a favor de la causa saharaui en el seno del pueblo canario se ha reducido considerablemente, porque es difícil oponerse a un Estatuto de Autonomía para el Sahara Occidental en el Reino de Marruecos cogidos de la mano con quienes celebran por todo lo alto los 20 años de Estatuto de Autonomía de Canarias en el Reino de España. Sencillamente, esta postura política no puede tener credibilidad en la sociedad canaria. Así las cosas, ¿con qué mensaje se buscará aquí el apoyo social si España cede finalmente a las pretensiones de que se admita la propuesta autonomista de Marruecos? ¿Es que si Marruecos se democratizara como hizo España en 1978 sería menos inaceptable la Autonomía para el Sahara Occidental?



Es necesario que se entienda que al contribuir a debilitar la idea de la liberación nacional en Canarias, bajo el supuesto de ganar así la benevolencia de España, se ha debilitado también la propia causa del pueblo saharaui en el Archipiélago, porque ésta siempre estuvo ligada aquí a nuestra propia causa nacional. No es extraño que haya personas que se sientan defraudadas, aunque han simpatizado siempre con el pueblo saharaui contra el expansionismo criminal de Marruecos. Es posible que la solidaridad y apoyo de las y los canarios no sirva para mucho en la actual encrucijada del pueblo saharaui, excepto para aliviar levemente el sufrimiento y dar ánimos. Pero es una solidaridad más sólida que la postura variable del Gobierno español respecto a Marruecos, cuyo "lobby" empresarial no ha hecho sino crecer y reforzar lazos de dependencia económica en España. Más allá de una oposición testimonial, no vemos que España, cada vez más cercana a EEUU y Francia, haya hecho la presión esperada para evitar el bloqueo censal de la Minurso. Cabe esperar que el actual conflicto fronterizo por la explotación petrolífera en aguas canario-saharauis acabará en nuevos compromisos mutuos, compartidos con los aliados marroquíes, que podrían incluir la reserva de la soberanía de Marruecos en el Sahara Occidental. El Frente Polisario legitima en Canarias unas instituciones autonómicas que no tienen ninguna competencia real en la política exterior española más allá de la ayuda humanitaria. Si no podemos hacer más por la supervivencia y consolidación de la RASD es debido a que, como colonia española, se nos priva de los instrumentos de poder y de relaciones internacionales para actuar de manera eficaz a favor de las reivindicaciones del Sahara Occidental ante España y ante las Naciones Unidas. Por lo tanto, el Frente Polisario no debe creer que insistiendo en negar el estatus colonial de Canarias va a avanzar en el favor de España y, al mismo tiempo, podrá mantener intacta la solidaridad activa hacia su causa en el seno del pueblo canario. No parece conveniente renegar en vano de las raíces políticas de nuestra solidaridad, con declaraciones que niegan los derechos del pueblo canario a decidir un día su destino como hoy pretende hacerlo el pueblo saharaui.



En estas Islas la idea de la independencia sólo puede crecer en el futuro, y la de la Autonomía concedida por España decrecerá sin duda a medida que eso ocurra. El Frente Polisario no puede ignorar que la oferta de Marruecos se basa directamente en el modelo aplicado por España a Canarias y a Ceuta y Melilla desde 1978. Es un modelo que España, como antigua potencia administradora del Sahara Occidental, no puede rechazar de plano al estar inspirado en su propia Constitución y, llegado el caso, arrastrará a esa postura a todas las instituciones hermanadas con el pueblo saharaui y al gobierno regional de Canarias, a pesar de los esfuerzos de Carmelo Ramírez. Por eso no parece que vaya a favorecer la causa saharaui que el discurso de Mohamed Abdelaziz haga un forzado hincapié en legitimar ante España en Canarias el mismo modelo que la RASD considera inaceptable cuando se lo ofrece Marruecos. Es evidente que el Frente Polisario comprende perfectamente que asumir de Marruecos las competencias reconocidas por España en el Estatuto de Autonomía de Canarias significaría lisa y llanamente la liquidación de la RASD y la negación de los derechos nacionales del pueblo saharaui. Hasta el punto de que ha anunciado que responderá con la lucha armada si es preciso para evitar un Estatuto de Autonomía. Por ello, habrá que comprender también la postura de muchas y muchos canarios de buena voluntad que esperan del Frente Polisario una postura que, manteniendo por necesidad relaciones estrechas con las actuales administraciones españolas en Canarias, que implican obviar por ahora los derechos nacionales del pueblo canario, sí evite al menos respaldar con su discurso al colonialismo español en el Archipiélago.





Octavio Hernández. LIBERACIÓN Archipiélago Canario. 11 Junio 2002





*Artículos al respecto:




*Imagenes del apoyo canario al Sahara Occidental:

19/5/08

El tan útil "Miedo al moro" y la manipulación españolera

No se si se acordarán de aquel bulo según el cual el monarca marroquí tenía en su despacho un mapa del Estado alauita donde se incluía supuestamente el Archipiélago Canario. Decimos "bulo" porque en ningún momento eso se ha podido probar. Un amago de "demostrarlo" fue este spanish photoshop art, que el compañero del Blog Soberanía Canarias publicó recientemente, habitual en los buscadores procedente de páginas neocons.
"Si os independizais Marruecos os invade" ¿Qué canario no ha oído alguna vez este guineo? archiconocido y repetivo "argumento" con el que siempre han intentado meternos el "miedo al moro" como mejor antidoto contra las ideas emancipadoras. Sin embargo lo que no se repite tanto es que, Canarias por su estatus dependiente de España, ha perdido gran parte de sus históricas aguas en beneficio del Estado alauita. Un espacio marítimo que posee el banco pesquero más rico del mundo y que compartimos con la colonia vecina del Sahara Occidental, mares por el cual los pescadores canarios han faenado -ya no- en ellas durante siglos. Tampoco se aclara la realidad de las reivindicaciones imperiales alauitas, en las que nunca se ha nombrado nuestro país, si no las plazas coloniales de Ceuta y Melilla, al igual que España con el Peñón de Gibraltar. Con respecto al Sahara Occidental, cabe recalcar que el movimiento independentista marroquí siempre consideró la colonia española de Río de Oro como parte de Marruecos -a diferencia de Canarias-. Aclaramos, por si acaso, que apoyamos el legítimo derecho a la Autodeterminación del pueblo saharahui y su liberación nacional. ¿Quiere decir esto que es imposible que Marruecos intente invadir Canarias? pues claro que no. Tampoco nos atrevemos a desmentir una invasión mauritana, portuguesa, inglesa o norteamericana entre otras. Pero por ahora lo único cierto es que España es la única potencia que nos ocupa, y que puestos a reflexionar, Canarias como posesión española en la retaguardia de Marruecos, ante cualquier conflicto armado entre el reino borbónico y el alauita, seríamos el primer enclave atacado por Marruecos -y no precisamente seríamos lo más defendido por España-. Por si fuera poco, el hecho de no constituir un Estado independiente legitimaría incluso una ocupación indefinida en el tiempo, como bien le está ocurriendo al Sahara Occidental. Una Canarias dependiente está más indefensa en definitiva, a largo plazo. Nosotros nos preguntamos ¿Debemos desprendernos los canarios de nuestros planteamientos emancipadores por miedo a una supuesta invasión de otros estados?. Cabo Verde, es un Estado archipielágico vecino de mucha menor extensión geográfica que Canarias, ¿Marruecos, Mauritania o Guinea la ha invadido?. La isla mediterranea de Malta que hoy constituye un Estado independiente, -que tiene un territorio equivalente a la isla de La Gomera-, ¿Ha sido invadido por Argelia?. En definitiva, nosotros los auténticos nacionalistas, pensamos que no somos ni mejores y ni peores que nadie. Los miedos, las falacias, no pueden condicionarnos a la hora de reflexionar, pensar y construir nación. Los miedos nos han mantenido callados durante siglos. En pleno siglo XXI, cuando tenemos a un pueblo más preparado que nunca para construir una Canarias libre y sostenible ¿Vamos a permitir que "el miedo al moro" nos vuelva a callar?. ¿Cuanto siglos más hay que esperar? ¿Lo mejor será que desaparezcamos como pueblo definitivamente? La historia nos espera. Hay queda la reflexión, ah por cierto, les dejamos la foto real del acto:

18/5/08

ENTREVISTA a Alvaro Morera: "En Canarias siempre hubo conciencia nacionalista"

O.G., Tenerife
Pese a los últimos resultados electorales, nada favorables para los intereses nacionalistas, Álvaro Morera, presidente del Centro de Estudios Imazighen de Canarias y miembro del Congreso Nacional de Canarias, respira optimismo puesto que considera que con el resurgir del debate nacionalista en la calle se rompe el tabú de que hablar de soberanía era para gente radicalizada.

-Tras los resultados de las últimas elecciones ha resurgido el debate nacionalista. ¿En qué momento se encuentra el nacionalismo canario?
-Se encuentra en pleno debate, e, incluso, se puede decir que cualitativamente ha dado un paso enorme porque es motivo de discusión, está en la calle y en los medios de comunicación. Se rompe el tabú en el que hablar de independencia, de soberanía y de descolonización parecía que era para gente más o menos radicalizada. El debate está en los medios, en las tertulias, y el salto cualitativo es en cuanto que la perspectiva de llevar el asunto de Canarias a las Naciones Unidas, al Comité de Descolonización, que quedó truncado en un momento determinado y que erróneamente se dice que fracasó, cuando Antonio Cubillo estaba comisionado para ir a las Naciones Unidas y presentar el proceso de descolonización de Canarias. Ese parón no significó en absoluto que el independentismo en Canarias estuviese dormido

-¿Ha sido el pleito insular una de las razones para que la conciencia nacional canaria se haya debilitado con el paso del tiempo?
-Desde luego que está en contra de ese sentido unitario. Yo soy palmero, y desde La Palma y desde Lanzarote, sobre todo, pero también desde cada una de las islas, han habido movimientos contrarios al centralismo, ya sea de Gran Canaria como de Tenerife, y entonces ese pleito insular, que se extiende desde los poderes económicos de ambas islas, desde los que ostentan el privilegio económico de unas islas sobre otras, a través de la propaganda y manipulación se traslada a los políticos y a ciertos sectores del pueblo. Afortunadamente, los ferrys Agaete-Santa Cruz, con el intercambio frecuente de visitas de una isla a la otra, han roto muchos esquemas y prejuicios.

-¿Cree que en estos momentos existe un déficit de conciencia nacionalista en las Islas?
-La conciencia nacionalista se da cuando se dispone de los medios para que llegue a la gente. Cuando se dice que en Canarias nunca hubo conciencia nacionalista, habría que decir que en Canarias siempre la hubo. Cuando tienes la posibilidad de expresarla, lo haces. Eso es una constante histórica, ya se hizo durante la República. Cuando hay una posibilidad de que se pueda manifestar libremente el derecho a la autodeterminación, a la descolonización e independencia, la conciencia de ser y estar colonizado sale a relucir. En este momento, una serie de factores externos e internos dan lugar a que el debate esté en la calle y que sea una cuestión que se considera y discute.
-Canarias ha estado gobernada los últimos 20 años por una formación que se dice nacionalista. ¿Defiende CC los intereses del nacionalismo canario?
-Ni mucho menos. Visto desde fuera, la impresión que da es que se sirve de esos derechos nacionalistas más que los defiende. CC ha funcionado a base de hacer encuestas públicas. Las encuestas y sociobarómetros en los que ve esa tendencia de la gente que mayoritariamente se considera más canario que español. Sabiendo cuál es ese sentimiento de la gente lo proponen, pero hasta ahora lo que han hecho es una especie de compadreo de los dirigentes de CC con el Estado español, y una cuestión que llama la atención es que lo mismo forma coalición con el PSOE como con el PP. Hay una cosa curiosa: cuando el PP está en la oposición parece pro canario y cuando está el PSOE en el poder restringe la condición de canariedad, y, en cierto modo, amarra la dependencia con el Estado español.

-Dirigentes de CC han manifestado, tímidamente, la posibilidad de dar un paso más hacia sus reivindicaciones nacionalistas. ¿Cree que son ciertas?
-No sólo hay nacionalistas en Coalición Canaria, sino que también los puede haber en el PSOE y en el Partido Popular, aunque parezca una contradicción. En CC hay nacionalistas, como en todas las organizaciones, pero la cúpula, la que lleva la política de partido, no sólo está dirigida al interior de su país, sino que tiene condicionantes externos con el Estado español que parece que la agarrotan y la condicionan. Y no sólo porque pueda haber una cierta amenaza por parte de los sectores que tienen el poder, militar, policial y político, sino que da la impresión de que CC tiene esos dos condicionantes: económicos, de ciertas familias empresariales, y otro hacia el Estado español, que es el que tiene y ejerce la fuerza en todos los sentidos. El romper con esa situación los tiene preocupados porque son esas circunstancias favorables a la descolonización las que se están dando actualmente. Se ve que CC, con respecto a las reivindicaciones propias de los canarios, está a la defensiva, titubeando y contradiciéndose, con declaraciones y actuaciones impropias de nacionalistas. Dicen una palabra para contentar a los canarios y otra para congratularse con el Estado español.

"Parece que CC Dice una palabra para contentar a los canarios y otra para congratularse con el Estado español."

-Algunos miembros de CC han propuesto la posibilidad de que CC se convierta en un estado libre asociado. ¿Cree que es esa la formulación correcta?
-Lo que ocurre es que cuando se tiene el miedo o hay esos condicionantes para afrontar esa descolonización se buscan vías intermedias. El único caso de estado libre asociado sería el de Puerto Rico y no deja de ser una colonia más de EEUU. Por tanto, Canarias como estado libre asociado al Estado español es una figura que no se contempla en el derecho internacional, Por eso, Canarias sería un Archipiélago que tiene derecho internacional sujeto para la descolonización. Otra cosa es que España lo quiera reconocer.

-Usted que fue miembro del PNC. ¿Cuál cree que es el papel que está jugando ahora, asociado a CC?
-Cuando el Partido Popular Canario (PPC) -uno de los primeros en acogerse al registro de partidos políticos-, tras las primeras elecciones generales, en las que participó, en 1978 se integró en el Partido Nacionalista Canario y, posteriormente, ya en el congreso constituyente del renovado PNC, celebrado en Bajamar en el año 1982, se volvió a las líneas que dan sentido a un partido nacionalista, adoptando la bandera nacional tricolor con siete estrellas verdes, y como himno, ‘A Tierra’ de Taburiente, expresamente invitados y que lo interpretó en primicia en dicho congreso. Lo que ocurre es que una vez que Juan Pedro Dávila y Bernardo Cabrera desaparecieron físicamente -aunque permanecen imperecederos en nuestro recuerdo-, el PNC ha ido dando pasos cada vez menos definidos, y creo que se ha ido produciendo una desbandada. Se pueden contar por centenares los militantes que, decepcionados con esa línea entreguista, se han marchado de él. Tenían una oportunidad en bandeja y esa coalición PNC-CC podía haber dado lugar, y todavía estarían a tiempo, de tomar la verdadera conciencia nacionalista. No que el PNC se vuelva autonomista o regionalista, sino que CC tome la bandera del PNC y luche realmente de una manera pacífica y civilizada con el Estado español y con las instancias internacionales por la descolonización de Canarias, que es lo que realmente da significación a un partido nacionalista. Por cierto, que el PNC fue el primer partido político que enarboló visible y ostensiblemente en el mástil de su sede -dando al exterior- la bandera nacional canaria, tricolor con siete estrellas verdes; primero en la calle Villalba Hervás y posteriormente en la calle Castro, la cual, hay que decirlo, permanece igualmente en su actual sede.

"El PNC ha ido dando pasos cada vez menos definidos, y creo que se ha ido produciendo una desbandada. Se pueden contar por centenares los militantes que, decepcionados con esa línea entreguista, se han marchado de él."

-¿Apostaría por una fusión de todos los partidos que se dicen nacionalistas en Canarias?
-Las fusiones son difíciles. No necesariamente tendría por qué ser esa la función de todas las organizaciones nacionalistas. Lo que sí deberían hacer todos los partidos nacionalistas, de cualquier tendencia, es ponerse de acuerdo para -sin hacer dejación de sus posiciones ideológicas- poner como prioridad la descolonización de Canarias, como ha ocurrido en los procesos de descolonización de las que fueran colonias, actualmente independientes y soberanas.

República federal

- ¿Cuál debería ser entonces el sistema de gobierno que se debería implantar en Canarias?
- Esa necesidad que tiene cada isla de defender los intereses insulares, sin caer en el insularismo insolidario, pasaría por una federación, por una república federal canaria, que justamente una de las cuestiones que están sobre la mesa es el articulado de una Constitución de la República Federal Canaria. Por tanto, la forma ideal para Canarias sería una república federal en la que cada isla tuviese su gobierno y que hubiese un equilibrio entre el concepto nacional de canario y el concepto de gobierno insular. En los estados federales, como Alemania, Estados Unidos, o la pequeña Suiza, el valor de un voto en cada uno de los landers, estados, o cantones, no es el mismo, no se aplica el concepto ‘un hombre o mujer, un voto’, porque, si no los de menor extensión y población se quedaría sin representación, o simplemente testimonial. Da la impresión de que así, con una República Federal Canaria, quedarían básicamente resueltos los problemas de las luchas fraticidas interinsulares.

-¿No cree que este debate que se ha reabierto no ha llegado a calar en la juventud?
-Modernamente, está pasando de ser los educadores y formadores de la personalidad de las nuevas generaciones los padres, el entorno familiar o local, a que los que influyan en la cultura y en su formación, en mayor medida, sean los medios de comunicación. Hay un cierto internacionalismo en el que prima el divertirse, un cierto egoísmo personal y, consecuentemente, ausencia de solidaridad. Aún así, en nuestras universidades hay actualmente movimientos independentistas dentro del estudiantado y también, más soterradamente y con precaución, en sectores del profesorado. Aunque siempre los ha habido, ahora, entre todos los sectores de la juventud, ya sea trabajadora o estudiantil, hay un renacimiento del sentido independentista. En todos los sectores culturales canarios los jóvenes se están implicando cada vez más en la lucha emancipadora.
"Aunque siempre los ha habido, ahora, entre todos los sectores de la juventud, ya sea trabajadora o estudiantil, hay un renacimiento del sentido independentista."
Delimitación de Las Aguas
Uno de los aspectos que ha centrado las últimas demandas nacionalistas al Estado ha sido la delimitación de las aguas canarias. En este sentido, Álvaro Morera se muestra rotundo y recuerda que, según la convención de Jamaica -Montego Bay-, los estados que son dependientes de otros y situados sen otro continente, como es el caso de Canarias, que está a 96 kilómetros de la costa africana y a mil y pico de la costa española, "no tienen derecho a la delimitación de sus aguas". Morera precisa que ahora mismo las aguas de Marruecos envuelven casi todo el Archipiélago, y precisa que "son aguas internacionales los pasos inocentes entre las Islas, pero todo lo que circunda el Archipiélago, las 200 millas que hay partiendo de la costa de Marrue­cos son marroquíes". Además, subraya que Marruecos tiene la potestad de aumentar, "como ya han hecho otros estados como Canadá", a 350 millas esta delimitación, "con lo cual engloba todo el Archipiélago". Por esta razón, comenta que cuando se plantea que Cana­rias pide al Estado que delimite las aguas, "lo que se sabe y no se quiere decir es que si España quiere delimitar las aguas de Canarias no lo puede hacer, se quedaría en la situa­ción que está". "Que Canarias tenga derecho a sus aguas interiores y tenga derecho a su zona económica exclusiva -que en el caso de ser archipiélago independiente llegaría a las Islas Salvajes e implica que estas islas queden dentro de esta zona exclusiva de Cana­rias y habría un contencioso con Portugal", remarca. Lo preocupante de todo este asunto es que, mientras el Gobierno canario está marginado e impotente, los gobiernos de las monarquías alauita y borbónica estén negociando a nuestras espaldas, no ya la delimitación de nuestras aguas marítimas, sino los diversos recursos, entre los que destaca, por su actualidad, las prospecciones de petróleo y gas próximas a Fuerteventura, de las que todo indica que se las están repartiendo a su manera, y en la que la parte del león, sin duda alguna, se la llevará el reino de Marruecos. El peligro, que tanto se jalea, no está en que Marruecos nos invada, sino en que España, nos venda, como lo hizo con el Sáhara e históricamente con casi todas sus colonias. De cualquier forma, asegura que el coste de ser Canarias parte integrante de España es "enorme" para los canarios.
"Lo preocupante es que la mientras el Gobierno Canario está marginado las monarquías alauita y borbónica estén negociando a nuestras espaldas las aguas y nuestros recursos"
Extraído de:

Se constituye la Coordinadora contra la crisis, la pobreza y la RIC.

Representantes de diversos colectivos políticos y sociales como la COORDINADORA POR LA SANIDAD PÚBLICA, CONFEDERACIÓN GENERAL DEL TRABAJO (CGT), ENSEÑANTES ASAMBLEARIOS DE CANARIAS (EA-C), INTERSINDICAL CANARIA (IC), SINDICATO OBRERO CANARIO (FSOC), SINDICATO DE ESTUDIANTES CANARIO (SEC), AZARUG, ASOCIACIÓN ECOLOGISTA CONTRA LA VIA EXTERIOR DE TENERIFE, PARTIDO COMUNISTA DEL PUEBLO CANARIO (PCPC) Y UNIDAD DEL PUEBLO (UP) establecieron las bases para dar una contestación a la actual situación de deterioro económico y social de Canarias propiciada por la burguesía isleña y su testaferro, el Gobierno autonómico.

9/5/08

SECUNDINO DELGADO, Padre del Nacionalismo Canario.

"En vano buscará el español una mordaza para nuestras bocas y


una losa para nuestros corazones"


Nació Secundido Delgado en la calle San Lucas de Santa Cruz de Tenerife, en 1867, aunque viviera mucho tiempo en la localidad de Arafo. Emigró a Cuba muy jóven, como tantos otros paisanos isleños de su época, buscando mejores condiciones de vida, que como a tantos canarios les era negada en su propio país, consecuencia del colonialismo y su sistema caciquil imperante. En la perla del Caribe entra en contacto con revolucionarios cubanos y canarios unidos por un mismo ideal en torno a la libertad de aquella isla antillana. Fue el padre indiscutible del nacionalismo canario (como en Cuba fue apostol de su independencia fue el descendiente de canarios por vía materna: José Martí Perez). Aquella frase que se le acuña, "...todo por y para la libertad de los pueblos y de los hombres", es de apliación en las Canarias del siglo XIX y principios del XX. Estamos pues ante la presencia de un insólito personaje que jugándose su bienestar y prosperidad, por sus ideales prefirió denunciar el mal que aquejaba a las islas y a los isleños, muy a sabiendas de lo que estaba arriezgando en semejante empresa. Conociendo el peligro de un enfrentamiento a la dura administración española, repetía frecuentemente " Qué importan los sacrificios si algún día llega a alumbrar nuestra Patria el Sol de la libertad".Aquel grito que lanzaba Secundino era apremiante y necesario, y que podía haber hallado eco en la decada de los años 30, si otras circunstancias políticas tranformadas en guerra civil no hubieran truncando aquel buen deseo ya suficientemente arraigado entre los canarios. Desde los inicios del siglo XX, canarios residentes en América que captaban la opresión caciquil del sistema social imperante en estas Islas, pensaban la viabilidad de un Estado canario independiente de España, al igual que los, por aquellos momentos, emancipados de Cuba, Puerto Rico o Filipinas. En 1924 se constituyó en La Habana el Partido Nacionalista Canario, que no tuvo gran aceptación, por falta de verdadero conocimiento, en las propias Islas Canarias ni en su política partidista de ámbito español, si bien constituyó un referente histórico que ha encauzado ideales nacionalistas. En Cuba colabora con los "rebeldes" independentistas en la guerra contra el ejército español de ocupación, y donde pronto será un "elemento peligroso", para los servicios de información del ejército colonial. Acusado de coparticipar en un atentado con explosivos en el edificio del Palacio del Gobierno en La Habana, ha de salir de Cuba y regresar a Tenerife, su isla natal, a principios de mayo de 1896; pero como quiera que el Capitán General era el sanguinario Valeriano Weyler, militar vinculado a la Cuba colonial, y recien nombrado para el mando en la Isla de Tenerife, conocedor de su paradero le denuncia por telegrama a las autoridades militares de Canarias, que le perseguirán insistentemente. Secundino tendrá que huir de su país -esta vez por motivaciones políticas-, transcurridos unos nueve meses de su llegada de Cuba, con la ayuda de portuarios que le esconden en un barco con dirección a Venezuela. En Caracas, a los pocos meses y en unión de otro gran patriota palmero, José Esteban Guerra Zerpa (fundandor del periódico DIARIO DE AVISOS de Santa Cruz de la Palma), editan la revista quincenal, independiente y noticiosa de las Islas Canarias, EL GUANCHE, de la que sólo se publicaron cinco números por la presión que el embajador de España en Caracas ejerció sobre el presidente venezolano, general Crespo, para que dispusiese el cierre inmediato de la misma y prohibiese toda clase de organizaciones canarias de tipo nacionalista en aquel país.





Con estas medidas se da al traste, tanto con la revista, como con el incipiente "Club patriótico para la propagación de los ideales que defiende El Guanche", que no eran otros que concienciar a los canarios residentes en Venezuela, en el camino de las aspiraciones que tenían proyectadas para la Patria isleña. Tan "peligroso" llegó a ser Secundino Delgado que para erradicar totalmente cualquier brote de esta índole que afectase a los intereses españoles, llegó a ser expulsado de aquella República hermana por órden expresa del mismo presidente y dictador General Crespo. Después de una breve estancia en Curazao, donde al parecer coninuó publicando su revista EL GUANCHE, aspecto sin confirmar, pasa a Nueva York. Secundino reside en Nueva York donde su espíritu patriótico y de regeneración social y político por la que lucha, hace que esté en constante demanda de todo lo que entiende que perjudica a Canarias y a sus hijos. De ahí que su incansable pluma no cesa en denunciar las tropelías que en el solar patrio se cometen. Finalizada la guerra de Cuba con su independencia, lo encontramos nuevamente en Santa Cruz de Tenerife, alternando su residencia en su querido pueblo de Arafo. Seguirá colaborando en medios escritos, e impulsará el semanario VACAGUARE de ideología autonomista, que se publica en Aguere, hasta 1902 en que la autoridad española dispone su cierre, y aunque aparece como director el jóven Manuel Déniz Carballo, todo apunta a que el verdadero promotor era Secundino. En el periódico VACAGUARE, puntualiza lo siguiente: "...que nuestro periódico, aunque vea la luz propia en Tenerife, no es un periódico tinerfeño, sino un periódico CANARIO; que todos los desmanes, todos los errores, todas las injusticias que en nuestras islas se realicen, sea de donde sea, en ciudad, villa, pueblo, villorio o caserío, todo lo hremos público, din temores de ninguna especie; que anhelamos el bienestar que por derecho y ley natural corresponde disfrutar los hijos de estos siete hermosos peñones, y que tras ellos marchemos, puesta nuestra confianza en la razón que nos asiste, y en la indudable creencia que tenemos de que no habrá un solo canario honrado que no secunde la misión que nos hemos impuesto...y finalmente arengaba con su sempiterna frase: Pueblo de las Islas Canarias... ¡Viva nuestra autonomía!" Más tarde aquel inicial firme independentista canario, desde Florida y Cuba, tornó su ímpetu en los últimos años de su vida para convertirse en autonomista, sin duda condicionado por la imposibilidad de defender publicamente el independentismo en Canarias tras la pérdida de las últimas colonias americanas por parte de España, y el analfabetimos y control caciquil reinante. Este ilustre tinefeño, amante de su tierra como nadie, nacionalista de pro, tenía claro que había que acabar de una vez con las rencillas y discordias que gentes sin amor por Canarias fomentaban en las Islas para provecho de sus intereses personales y de dominio. En este ideal nos dejó escrito: "...despreciad con valor la prensa venal y asalariada que fomenta la discordia entre las Islas, nuestra Patria, con el fin de dividir al pueblo para que el lobo debore con paciencia y gusto su víctima...La emancipación y el mejoramiento de esta Patria, no lo esperemos de esos sabios de librea que asisten a las Cortes para hacer la venia al amor....¡¡ Ah !!, el día que se nos caiga la venda, estas siete joyas volverán a ser como el nombre que llevaban..." A pesar de ella sus proclamas autonomistas fueron determinantes en su detención el 2 de marzo de 1902 por órden del General Weyler, que dispuso su prisión en la cárcel modelo de Madrid. Lo que aquel general, nombrado como Marqués de Tenerife, no pudo llevar a cabo desde La Habana a pesar del intento en 1896, si lo logró desde su puesto de mando en Madrid, como ministro de la Guerra. Lamentables fueron los últimos años de su vida. Aquella órden se cumplió y Secundino fue detenido por la Guardia Civil, cuando se hallaba en su casa de descanso de Arafo. Conducido a pie hasta la prisión de Santa Cruz de Tenerife, para seguidamente ser trasladado a la Modelo de Madrid. Se llevaron a cabo gestiones para su liberación especialmente por el consulado de los Estados Unidos, que representaba los intereses de Cuba en España dada su nacionalidad cubana. No obstante fue internado en la Cárcel Modelo de la capital de España, donde permaneció casi un año sin recibir el auto de procesamiento, motivo de la detención, ni ser sometido a juicio. Con la intermediación de su paisano canario, Nicolás Estévanez, se logró su libertad. Durante su estancia en prisión adquirió o agravó la enfermedad pulmonar que padecía y que causó más tarde su muerte, 4 de mayo de 1912, en la casa donde habitaba en la Calle Progreso de Santa Cruz de Tenerife. El asunto había trascendido a la prensa madrileña y a toda la de España y al propio Congreso, donde ningún diputado supo dar razones de aquella injusticia.


[Casa de Secundino Delgado de Arafo, hoy sin ningún tipo de reconcimiento ni señalización, a pesar de haber sido residencia de uno de los personajes más importantes de la historia de Canarias]


Por estas fechas publica cuatro cuentos que titula: Alegrías y Penas, Clary, Mi Peral y El mejor de los mundos. En 1903 publicará Un golfillo canario. En 1904, hallándose en la ciudad de Yucatán, publicará su autobiografía bajo el pseudónimo de Antonio Rodríguez López, con el título VACAGUARÉ (Vía Crucis), vocablo amazigh que significa "quiero morir", célebre por ser el grito que no dejaba de gritar el líder indígena Tanausú cuando prefirió morir en una huelga de hambre, antes de ser esclavo. Sus últimos años no son muy conocidos, sabemos que pasó varios años por Suramerica y que volvió a su Patria para morir en 1912 por la grave enfermedad pulmonar que se le agravó en la cárcel. Secundino falleció antes de cumplir los 45 años de edad, tras una vida de lucha y entrega por Canarias.


El periódico LA PRENSA de Tenerife, publicó en su número de fecha 28 de junio de 1936, una magnífica de apología de carácter editorialista sobre Secundino y su ideal para estas islas, cuyo artículo, que aparece sin firma pero reflejando una justa semblanza de nuestro patricio, dice: " Secundido Delgado representó en Tenerife, durante toda una época, el patriotismo más fervoroso y exaltado. No había cuestión de interés para el país que él no recogiera, entregándose de lleno a su defensa o repulsa según la índole que presentaba, sin medir en la lucha la calidad e importancia del enemigo, ni el alcance de las propias fuerzas. Todo por Canarias, todo por Tenerife, pudo ser el lema de su blasón, de vivir las épocas heróicas de la caballería. Pero vivió Delgado en otros tiempos mucho menos hidalgos, en los que su esforzado temple, aún por los que más le admiraban y querían, se tachaba de "quijotismo" y sufrió incomprensiones sin cuento y solo, enteramento solo, hubo de soportar, al cao, las consecuencias de una ruda persecución. Con su generoso afán con su soberbio fervor patriótico, llegó a América, al expatriarse, Secundino Delgado, y luchó sin descanso hasta hasta la muerte. Como su permanencia en Canarias, al llegar a Caracas, primer punto de su residencia en tierras de América, participó en asambleas, mítines y reuniones de la colonia isleña; preogonó el entusiasmo de sus ideales y fundó como portavoz de sus empeños, una revista quincenal "El Guanche", en colaboración con otro canario, José Guerra, desde la que dio el grito de independencia que habría de ser cifra de los fervores y afanes de toda su vida. Violentas, rudas, implacables, fueron sus campañas desde las columnas de "El Guanche", logrando en poco tiempo formar una importante legión de adeptos a su idea; pero, cediendo a presiones del Ministro de España en Caracas, el presidente de Venezuela, general Crespo, hubo de decretar su expulsión del teritorio y Delgado hubo de marchar a Curazao, donde prosiguió su cruzada generosa, con el mismo entusiasmo y el mismo ciego afán. Más tarde hubo de regresar a Tenerife, y ya aquí, en el rescoldo de la hoguera, se ocupó de avivar llamas dormidas, publicando en unión de Cabrera Díaz, Tomás Morales y Díaz Carballo, su famoso "¡Vacaguaré!". Grito de rebeldía y liberación guanche, que hizo suyo, como lema del empeño formidable a que dedicara todos los anhelos de su vida. No logró la libertad del terruño adorado y, en cambio, perdió la suya. Por orden del general Weyler, a la sazón ministro de la Guerra, Secundino Delgdo fue detenido y encerrado en la Cárcel Modelo de Madrid. Poco después murió y lo curioso es que su nombre, casi olvidado en Tenerife, al que todo lo sacrificó, incluso su vida generosa, se recuerda con cariño y admiración en América, y de modo especial en Venezuela, donde realizó su más intensa y vibrante campaña, y en Cuba, donde todavía viven algunos colaboradores de su formidable pero incomprendido empeño."


"Es verdad que todo conspira contra nosotros, desde la influencia de la nación que guarda las llaves de nuestros grillos, hasta la obcecación de hermanos nuestros, ya envilecidos por la sumisión y las cadenas; mas, cuanto mayores sean los obstáculos, más grande ha de ser la abnegación por dominarlos. ¿Qué importan los sacrificios si algún día llega a alumbrar nuestra Patria el Sol de la Libertad?"




Breve cronología de su vida.




1867. Nace el 5 de octubre en Añaza-Santa Cruz de Tenerife en la C/ San Lucas. Secundino Delgado Rodríguez, hijo del artesano herrero Secundino Delgado del Castillo, natural de Aguere, y de María Rodríguez Hernández, natural de Adeje.


1886. Como miles de isleños del momento emigra a Cuba con tan solo 19 años. Trabaja en las labores del tabaco y toma contacto con el movimiento obrero cubano.


1887. Viaja a Estados Unidos y se casa con la norteamericana Mary Trifft.


1895. Se establece en Tampa (Florida), trabaja con anarquistas eindependentistas cubanos. Colabora en la fundación del periódico "El Esclavo" de cariz obrero y libertario. Cunado se inicia la segunda guerra por la Independencia de Cuba, el 24 de febrero de 1895, Secundino Delgado regresa a Cuba. Establecido en La Habana, toma contacto con los revolucionarios independentistas cubanos, entregandose por completo a actividades conspirativas en contra del colonialismo español. En esta etapa toma conciencia de la situación colonial del Archipiélago Canario.


1896. Es descubierto por la policía española, pero Secundino enterado logra huir antes de ser capturado. Con documentación falsa regresa a su Patria isleña.


1897. El Capitán General de Cuba, el sanguinario Valeriano Weyler, ordena la detención de Secundino Delgado. Este último, tras pasar 9 meses en Canarias, se ve obligado a volver a huir para eludir la detención. Regresa a America, pero esta vez se instala en Venezuela. En el país bolivariano toma contacto con el compatriota palmero José Esteban Guerra Zerpa y A. Brito Lorenzo y fundan la revista quincenal "El Guanche". Sería la primera publicación que abogaría publicamente y sin ambigüedades por la Independencia de Canarias. El primer número saldría el 18 de noviembre de 1897. Inician una campaña en el seno de la comunidad canaria de Venezuela de concienciación independentista. Esto despertó una gran hostilidad en la colonia española en Venezuela, hasta el punto de que el Embajador español Antonio de Castro Casaleiz logra la expulsión de Secundino Delgado de Venezuela. Con la invasión norteamericana de Cuba y el anuncio de una posible conquista estadounidense de Canarias "El Guanche" declara una "Tregua".

1898. El 19 de enero Secundino es detenido y encarcelado por "informaciones inexactas" de adversarios suyos, pero dirigido sin duda a evitar que sus argumentos en pro de la independencia de Canarias sean recogidos en "El Guanche", del que era su Director-Redactor. Finalmente es expulsado y Secundino se dirige a Estados Unidos.

1899. Regresa a la Cuba liberada del colonialismo español. Se establece en Camagüey -Localidad donde abundan los isleños- y obtiene la nacionalidad cubana.


1900. Vuelve a Canarias con su familia y se establece en la villa tinerfeña de Arafo. Toma contacto con la Asociación Obrera de Canarias, se une a ella y participa en la elaboración de su órgano de expresión "El Obrero", consciente de lo arriesgado que sería abogar por la independencia de Canarias en público, lanza una campaña por la Autonomía de Canarias.


1901. Secundino propone en las páginas de "El Obrero" la creación de partido de carácter obrero "para la salvación de la patria" según sus palabras. De su idea surgiría a finales de este año el Partido Popular Autonomista, cuya idea fundamental era la concienciación de social y política de la clase obrera canaria y reclamar la autonomía para el País. Estos aspectos no lo iva a consentir la oligarquía isleña. El PPA se presenta a las manipuladas elecciones de la Restauración, obteniendo tan solo un concejal en Santa Cruz. A raíz de este cantado fracaso electoral, Secundino Delgado y el redactor-jefe del semanario "El Obrero" Manuel Déniz Caballero se retiran de la redacción del semanario para dedicarse por entero al desarrollo de una campaña en pro de la autonomía de el Archipiélago.


1902. Secundino y Déniz Caballero publican el semanario autonomista "¡Vacagüaré!", que tendrá corta vida, publicandose tan solo cuatro números. Contaban con el apoyo de Jose G. Cabrera Díaz y Tomás Morales, pero despertó la alarma tanto en las autoridades españolas como en la oligarquía caciquil insular. Fué tanto el revuelo montado que hasta el diario madrileño "El Liberal" se hizo eco. La escasa duración del semanario fué debido a la rápida represión. El 2 de marzo del mismo año Delgado es detenido en su casa de Arafo por la Guardia Civil. La órden del encarcelamiento proviene del Ministerio de Guerra del que era titular su declarado enemigo Valeriano Weyler, que aún se acordaba de él. Posteriormente es llevado a España por orden de la Capitanía General de Castilla La Nueva, donde es encarcelado sin juició previo en la Cárcel Modelo de Madrid. Uno de los motivos alegados de su encarcelamineto era por "manejos revolucionarios en la Habana en 1896". En su presidio conoce al histórico dirigente obrero andaluz Fermín Salvochea, así como al anarquista Pedro Vallina. El poeta y político canario Nicolás Estévanez visita a Secundino, con el cual esteblece una entrañable amistad y solidaridad que se alargaría con el tiempo, en las cuales jugaba un importante papel la simpatías de unas ideologías políticas semejantes. Las gestiones ayudaron a que Secundino fuera liberado en 1903.


En el periódico VACAGUARE, puntualiza lo siguiente: "...que nuestro periódico, aunque vea la luz propia en Tenerife, no es un periódico tinerfeño, sino un periódico CANARIO; que todos los desmanes, todos los errores, todas las injusticias que en nuestras islas se realicen, sea de donde sea, en ciudad, villa, pueblo, villorio o caserío, todo lo haremos público, sin temores de ninguna especie; que anhelamos el bienestar que por derecho y ley natural corresponde disfrutar los hijos de estos siete hermosos peñones, y que tras ellos marchemos, puesta nuestra confianza en la razón que nos asiste, y en la indudable creencia que tenemos de que no habrá un solo canario honrado que no secunde la misión que nos hemos impuesto...y finalmente arengaba con su sempiterna frase: Pueblo de las Islas Canarias... ¡Viva nuestra autonomía!"

1903. Después de su excarcelación regresa a su Patria. Publica artículos en "El Ideal" y narraciones en revistas culturales.

1904. Escribe su obra autobiográfica "¡Vacagüaré...!(Vía Crucis), bajo el seudónimo del poeta palmero Antonio Rodríguez López. La publica ese mismo año en Mérida (México).

1905. Se establece probablemente en Cuba. En 1906 se encuentra con Nicolás Estévanez en La Habana.

1910. Regresa a Canarias. Se establece en la capital tinerfeña, mueren sus dos hijos.

1912. Afectado por una tuberculosis, probablemente adquirida en su dura estancia en la Cárcel Modelo de Madrid, fallece Secundino Delgado el 4 de mayo, cuando aún no había cumplido los 45 años de edad.


"Lucho porque tengo fe del triunfo por la verdad y aunque despatriado esté sueño en Patria y Libertad"














Homenaje de Azarug a Secundino:















SECUNDINO, SIGUES VIVO ENTRE NOSOTROS.

Bibliografía:

DELGADO, Secundino. ¡Vacaguaré...! (Vía-Crucis).. (Introducción: Oswaldo Brito y Julio Hernández). Editorial Benchomo. Canarias. 1980.
HERNÁNDEZ GONZÁLEZ, Manuel. Secundino Delgado en Venezuela. - “El Guanche” Inédito. Centro de la Cultura Popular Canaria. Canarias. 2003.
SUARES ROSALES, Manuel. Secundino Delgado. Apuntes para una biografía del padre de la nacionalidad canaria. Editorial Benchomo. Canarias. 1980.
“Homenaje. Secundino Delgado”. Tagrawla. La Revolución. Nº 1, noviembre-diciembre 2002. Azarug – Tamaran.

http://nacioncanaria.blogspot.com/2008/03/resea-vacagar-va-crucis.html

5/5/08

Simbología canaria, no en la iglesia

Después de haber sido denunciado por poner en la iglesia el símbolo de las Islas Canarias, el cura Francisco Pérez Bello ha recibido numerosas adhesiones del pueblo.

Edurne Elizondo. El cura de Canarias Paco Pérez Bello está pagando caro el compromiso con su tierra. Bello ejerce en dos pequeños barrios del municipio de Telde (Gran Canaria), llamados La Garita y Marquepeña. Las últimas navidades Bello colocó en la iglesia de La Garita la bandera de Canarias con las siete estrellas verdes. Por esto, el obispo le amenazó con mandarle a otra parroquia, pero del mismo modo ha encendido un gran anhelo solidario y ya se han recogido unas 6.500 firmas en favor de Bello y pidiendo al obispo que no se le castigue al cura. Como todos los años, el patronato La Sal de la Garita organizó diversas actividades con motivo de las fiestas navideñas. En el programa se anunció que pondrían la bandera con las estrellas de Canarias en la iglesia mientras durase el evento. Frente a esto, dos catequistas de la parroquia -uno de ellos miembro del Partido Popular- mostraron su protesta en diversos medios de difusión y le pusieron una denuncia al cura en los juzgados. Dicha denuncia ya se encuentra archivada.

ACOSADO POR LA POLICIA

Pero no acabaron ahí las calamidades de Bello. El 26 de febrero policías españoles fueron a La Garita e interrogaron a diversos miembros del patronato La Sal. Les hicieron muchas preguntas acerca de la parroquia, y él, el 28 de febrero, mandó un escrito al delegado del Gobierno de España en Canarias protestando por lo sucedido. Los dos catequistas se reunieron con Francisco Cases, obispo de Canarias, y tras la reunión difundieron por el barrio murmullos de que el obispo podía castigar al cura. Según ellos el obispo tendría la intención de mandarle de La Garita a otra parroquia. Por lo visto, el obispo no iba a olvidar que Bello participó en la plataforma que pedía un obispo canario para Canarias. Frente a todo esto, los del patronato La Sal pusieron en marcha una campaña de solidaridad, y el 24 de enero miembros de la asociación Solidaridad Canaria recogieron 6.500 firmas en apoyo a Bello, que ya han puesto en manos del obispo. En la rueda de prensa que dieron el 19 de marzo, dos miembros de la asociación destacaron el trabajo realizado estos años por Bello en la parroquia y dijeron que es “un símbolo de la iglesia del pueblo, de la iglesia de base, la iglesia que está donde están los pobres”. Del mismo modo pidieron al obispo “que no se deje utilizar por parte de los que quieren dar por terminado el trabajo ejemplar realizado por el cura, basándose en posturas que no son ni cristianas ni democráticas”. Ahora, Bello cree que el proceso ha terminado, y tiene claro que no ha hecho nada ilegal, “aunque muchas veces lo legal y lo justo no sean la misma cosa”. Ha hablado con el obispo, y éste le ha comunicado que no tiene intención de sacarle de la parroquia: “Si me sacan de aquí, yo no tengo ningún problema, pero como dice el obispo, no ocurrirá tal cosa, y parece que lo que han dicho esos dos catequistas no es más que mentira”.


FALTA DE TOLERANCIA

En opinión de Bello, el problema no ha sido el símbolo canario, sino “la falta de tolerancia: algunos no aguantan a los que piensan diferente, al igual que no aguantan a los homosexuales o a los cojos”. Los habitantes de La Garita se tomaron sin ningún problema la izada de la bandera: “También me ha indicado lo mismo mucha gente de fuera, les parece totalmente normal que pongamos nuestra bandera, y que poner una extranjera sería lo asombroso”. Bello cree que el asunto en torno a la bandera también ha traído algún efecto positivo, porque el tema ha dado que hablar y el icono ha salido “fortalecido”. También cree que el movimiento independentista ha salido fortalecido de esta polémica, pero, sin embargo, el cura de La Garita dice que este movimiento está “demasiado diseminado. El españolismo ha hecho mucho daño y el movimiento independentista está muy fragmentado. No hablo del nacionalismo barato de Coalición Canaria, sino del movimiento en favor de la independencia. En las elecciones se presentan tres o cuatro grupos, y así no conseguimos nada”. De todos modos, Bello cree que el sentimiento de identidad canario está bien enraizado: “Quizá necesitemos un líder que unifique todo el movimiento, pero claro, nadie quiere estar en segunda línea”. Como dice Bello, el de la bandera no es la primera polémica que le ha salpicado. Hace unos años, en la procesión de Semana Santa les dijo a las autoridades que en la iglesia todos eran iguales y que no tenían un lugar específico en las ceremonias religiosas. “Entonces también mintieron en los medios de comunicación, diciendo que los quería echar de la procesión, pero no era verdad. Yo solo les comuniqué que no había lugar a privilegios, y que en vez de estar en primera fila se mezclaran con el resto de los feligreses. Ahora, los dirigentes ya no vienen a la procesión, y a decir verdad, lo prefiero así”.

REIVINDICANDO LA BANDERA ESTRELLADA

La mayoría de la población acepta la bandera que creó en 1964 el Movimiento por la Autodeterminación e Independencia del Archipiélago Canario (MPAIAC). Es blanca, azul y amarilla, con siete estrellas verdes que representan cada una de las islas. A raíz del origen de la bandera, muchos la asocian con el movimiento independentista. Hoy en día, sin embargo, la usan la mayoría de los habitantes aunque no haya perdido la connotación de símbolo de identidad canaria. Algunos partidos políticos que no se consideran independentistas, como Coalición Canaria, Unión del Pueblo Canario e Izquierda Unida de Canarias, utilizan con frecuencia esta bandera. En el estatuto de autonomía aprobado en 1982 se especifica cual es la bandera oficial de las islas. Tiene los mismos colores que la que creó MPAIAC, pero en vez de las siete estrellas verdes aparece un escudo con dos perros. De todos modos, la bandera oficial ha tenido poco éxito entre la población, y Paulino Rivero, presidente de Canarias y miembro de CC ha mostrado en más de una ocasión su voluntad de nombrar oficial la bandera estrellada si su partido consigue una mayoría absoluta. Hoy en día, CC gobierna en coalición con el PP.

Página de solidaridad con Paco Bello:

3/5/08

OPINIÓN: Salarios y consumo

Teodoro Santana


Cada vez es más evidente que en Canarias resistimos mucho peor la arremetida de la crisis capitalista mundial. Así, mientras en el conjunto del Estado español el paro aumentó un 12,79% durante el primer trimestre de 2008 (cifras de la Encuesta de Población Activa del INE), en el Archipiélago se triplicó esa cifra, creciendo el número de parados en el mismo periodo un 34,44%.
De enero a marzo, y siempre según las cifras oficiales, han ido al paro 38.900 trabajadoras y trabajadores canarios, 432 diarios (incluyendo sábados, domingos y festivos). De los 246.600 nuevos parados en el Estado, 38.900 son canarios. Eso supone el 15,77%, cuando la población canaria mayor de 16 años es sólo el 4,47% de la estatal.
Y ello ocurre cuando todos los indicadores apuntan a que la crisis aún no ha comenzado a afectar a la principal industria de nuestro país. El turismo resiste y, así y todo, el paro se dispara en Canarias.
Dos factores explican este fenómeno. Por un lado, el mayor peso que la construcción tiene en el Archipiélago, sector al que ha ido destinada buena parte de la brutal acumulación de beneficios por impuestos no pagados (la famosa RIC). Y, por otro, y muy vinculado al anterior, la acelerada caída del consumo en un escenario de aumento del precio de las hipotecas (que puede estimarse en un 60% del gasto fijo familiar) y los salarios más bajos del Estado (un 20% inferiores en coste/hora). A esto hay que añadir unas pensiones medias muy bajas y casi 600.000 personas bajo el umbral de la pobreza (28,5% según el propio INE).
Las recetas de derechas están ya anunciándose, con llamadas a la "contención salarial" para "no disparar la inflación". Pero lo cierto es que la escasez de dinero circulante entre la mayoría de la población, la poca capacidad adquisitiva de los salarios, es uno de los factores determinantes en la escalada de precios. En el caso de la compra de viviendas, cada vez es más difícil meterse en una hipoteca tan cara que deja poco margen para vivir con los salarios actuales.
Además, muchos pequeños y medianos negocios están teniendo que cerrar porque se retraen las compras. Y porque las corporaciones bancarias, ante el riesgo de impagos y su propia falta de liquidez, endurecen las condiciones para líneas de crédito y otros productos. En la mayoría de los casos, dos, tres o cuatro trabajadores se van a la calle. Lo cual hace que, a su vez, estos trabajadores restrinjan aún más su consumo, y siga rodando la bola de nieve.
Si se acatan las directrices que la derecha está imponiendo desde la Comisión Europea, no sólo no se detendrá la inflación, sino que aumentará. Y el consumo seguirá cayendo, agravando aún más la crisis.
Habrá que plantearse caminar en sentido contrario: incrementar la demanda interna y la reactivación del consumo. Y para ello son precisas medidas para impulsar la subida de los salarios y de las pensiones. En primer lugar, tirando hacia arriba de los salarios de los empleados públicos. Y subiendo las pensiones hasta fijar las mínimas en la misma cifra que el salario mínimo.
Defender las subidas salariales es pelear por frenar la caída del consumo y empezar a dar los primeros pasos para afrontar con seriedad la crisis. Evidentemente, ni los cerebros económicos del PSOE, ni del PP, ni de CC, están por la labor. Habrá, por lo tanto, que darles un empujoncito.

2/5/08

1º de Mayo nacional canario 2008 en imágenes







En Las Palmas de Gran Canaria se rindió homenaje a Belén María y miles de trabajadores marcharon por las calles coreando consignas como "Por un marco canario de relaciones laborales", "El sionismo es fascismo", "Viva Canarias libre y Socialista", "De aquí y de pa fuera, la misma clase obrera", "Sindicatos pactistas, sindicatos amarillistas"...etc.



[Homenaje a Belén María]









Santa Cruz de Tenerife:


Maspalomas:



¡VIVA EL 1º DE MAYO!


¡VIVA LA CLASE TRABAJADORA CANARIA!


¡VIVA CANARIAS LIBRE Y SOCIALISTA!